RECOMENDACIONES PARA APLICAR MINDFULNESS EN EL TRABAJO

Principio básico: “Hagas lo que hagas, simplemente hazlo poniendo toda tu atención”

  1. Si conduces un vehículo hacia el lugar de trabajo, hazte consciente de la tensión en las distintas partes de tu cuerpo, por ejemplo, tus manos que agarran el volante, tus hombros o tu estómago. Relájate y siente la diferencia al conducir relajado. Si es otro el que conduce, aprovecha para relajarte y llegar tranquilo al trabajo.
  2. Apaga la radio mientras conduces y presta atención a lo que haces: observa el trayecto, el tráfico, las señales, etc.
  3. Cuando te encuentres un semáforo en rojo, dedícate a observar tu respiración y lo que pasa por tu mente hasta que se ponga de nuevo en verde.
  4. Al estacionar tu vehículo en el trabajo, toma conciencia del lugar y dirígete atento a tu oficina.
  5. Si llegas temprano, realiza cinco o diez minutos de respiración atenta antes de comenzar a trabajar.
  6. Cuando trabajas, procura hacer una sola cosa a la vez.
  7. También mientras realizas tu trabajo, dedica ocasionalmente un tiempo para observar tu respiración y las sensaciones en tu cuerpo, intentando dejar ir las tensiones.
  8. Aprovecha las pausas o los descansos para relajarte. Si vas al baño, recuerda que ese es un lugar donde no te molestarán.
  9. Si se presenta una situación estresante, toma conciencia de la misma mientras observas tu respiración.
  10. Si te toca lidiar con una persona difícil, observa la manera en que interpretas la situación. No te dejes llevar por prejuicios.
  11. Durante la comida, si estás acompañado, procura no hablar de cosas que guarden relación con el trabajo.
  12. Dedica una o dos comidas a la semana para hacerlo con plena conciencia de lo que estás haciendo. Recuerda poner tus cinco sentidos más el pensamiento, en cada bocado que ingieras.
  13. Al finalizar tu jornada, repasa mentalmente todo lo que hiciste ese día y elabora una lista de lo que necesitas hacer al día siguiente.
  14. Al dejar la oficina, sé consciente de tu desplazamiento hacia el vehículo o hacia el tipo de transporte en que acostumbras regresar a tu casa.
  15. Al llegar a la casa, saluda a las personas que encuentres allí y hazte consciente del nuevo entorno en que te encuentras.
  16. Si vives solo, siente la tranquilidad de estar contigo mismo